¿Cómo ser rico?, el secreto de Jean Paul Getty

¿Cómo ser rico?, el secreto de Jean Paul Getty

Este millonario hombre nació en Minnesota Estados Unidos, su padre se dedicaba al negocio petróleo y fue así como a los 21 años Jean Paul decidió también incursionar en el negocio de la familia lo cual lo llevó a formar un emporio petrolero, pero su historia de éxito está marcada por varios escándalos.

A lo largo de su trayectoria Getty pudo conformar alrededor de 200 compañías adicionales a la principal qué fue la petrolera Getty Oil, en toda su vida acumuló una impresionante fortuna aunque era famoso más bien por lo tacaño que era algo que no debería ser tan malo ya que ganaba mucho dinero y gasta poco pero esta tacañería lo llevo a vivir el escándalo más grande de su trayectoria y es que en 1973 uno de sus nietos fue secuestrado y pidieron por él un rescate de alrededor de 16 millones de dólares, cantidad qué Getty se negó rotundamente a pagar ya que según él haciendo esto fomentaba la criminalidad y no fue hasta que los delincuentes mandaron una oreja de su Nieto fue que pago está increíble cantidad de dinero. Pero sus éxitos fueron más impactantes que sus escándalos, escribió un libro llamado “Mi vida y mis fortunas” en 1953 para después escribir el libro “Cómo ser rico” en 1965. Getty tenía la visión de incursionar en el negocio en el que había más dinero, pensaba que cualquier negocio tenía la capacidad de funcionar y ser un gran éxito si se tenían claros los objetivos, el empeño qué se le pone y las herramientas necesarias para ponerlo en marcha, de ahí nace su famosa frase de “el dinero tiene que estar donde tú estés, no al revés”, frase con la cual Getty aseguraba que todo era posible, siempre dirigió su fortuna bajo una filosofía de vida de que el dinero tiene que ir hacia dónde ir este hilo tomaba más como una consecuencia del arduo labor que realizaba día a día controlando todas sus empresas, hacia ver a los emprendedores que la oportunidad estaba en ellos mismos, que eran la oportunidad hecha persona pero para ello era necesario desarrollar una mentalidad en la que auto valorarse el principal objetivo así como creerse capaz y digno del éxito.

Jean Paul Getty fue un hombre bastante perseverante en su trabajo, pero también las historias de escándalo empañaron el brillo de su éxito, de este hombre solo vale la pena tomar las cosas buenas y aplicarlas a tu negocio que en poco tiempo podría ser el próximo éxito comercial.

Te podría interesar...
Deja un comentario

Tu correo será confidencial *Los campos marcados son obligatorios